Despido improcedente

¿Te imaginas un día cualquiera, en el que sales de tu casa con el mejor de los ánimos rumbo a tu trabajo y cuando llegas te enteras que la empresa para la que trabajas ha decido prescindir de tus servicios y a ti ni te pasaba por la cabeza que algo así iba a ocurrir? Bueno, si este es tu caso, o el de algún conocido, estás frente a un despido improcedente.

Relájate un poco, aún hay oportunidad de actuar para cambiar la situación. Pero para todo esto, es fundamental tener al menos nociones básicas de lo que está ocurriendo, con la finalidad de saber qué hacer.

¿Qué es un despido improcedente?

Es importante destacar este punto, cuando hablamos de despido improcedente nos estamos refiriendo al hecho de que una empresa decida despedir a uno de sus contratados sin alguna razón o motivo aparente o justificable.Si esto te llegase a ocurrir, que eres despedido y crees que no hay razones apreciables para que la empresa tomara esa drástica decisión, al momento de firmar el acta de despido, es necesario que al lado de tu firma aparezca escrito un “no conforme”, así, con esto, podrás llevar a cabo futuras reclamaciones.

Un despido puede ser considerado como improcedente si cumple con las siguientes dos conjeturas:

  • Cuando el empresario haya quebrantado los requisitos legales: esto se refiera, por ejemplo, a la no entrega de la carta de despido o la no celebración de un período de consultas anterior al despido colectivo.
  • Cuando la decisión del empresario no esté amparada en causas legales: De esta manera, el estatuto de los trabajadores regula el llamado despido objetivo; dicho despido es el que procede cuando intervienen ciertas causas. También admite el despido disciplinario, procedente de inobservancias del trabajador y regulado, en parte, en los convenios colectivos. 

Si la decisión extintiva no se encuentra basada en alguna de estas causas, entonces se considerará que el despido, efectivamente, es improcedente.

¿Cómo se determina la injusticia?

Para que un despido sea considerado como improcedente, el mismo debe ser calificado (de manera imperante) como tal en una sede judicial. Por dicha razón, el despido deberá ser impugnado para que un juez certificado le asigne tal índole.

Todo el procedimiento deberá iniciar en un plazo no mayor de una fecha tope (generalmente unos 20 días) de transcurrido el despido. Para esto el trabajador tendrá que acudir al orden social de su jurisdicción.

Lo primero que se hará será tratar de llegar a un acuerdo por vía de conciliación. De este modo, es importante indicar que el empresario puede admitir la improcedencia de su decisión sin necesidad de ir a juicio. Para esto será suficiente que remunere la indemnización correspondiente a un despido improcedente en el instante de entregar la carta de despido o que se someta durante la conciliación, otorgándole la razón al trabajador y pagándole la indemnización correspondida.

Por ende, el desembolso de la indemnización permite al empresario liquidar cualquier relación laboral siempre y cuando no se halle en un supuesto de nulidad.

La empresa decide indemnizar al trabajador en lugar de readmitirlo

En este caso la empresa deberá pagar el equivalente en días de trabajo por año (generalmente poco más de un mes de trabajo), dependiendo de la leyes de la jurisdicción.

What are the consequences of an unfair dismissal?

Ahora bien, cuando ya ha sido fundamentado el hecho de que se está llevando a cabo un despido improcedente, el empresario dispone de 5 días para readmitir al empleado, o por lo contrario, indemnizarlo.

Existen casos en que la empresa, al haber transcurrido el plazo de los 5 días de haber sido considerado el despido como improcedente, no ha respondido. En estas circunstancias, se considera que dicha empresa no acepta los términos. Lo que sucede cuando la empresa acepta readmitir al trabajador o pagarle la indemnización se discutirá a continuación:

La empresa decide reincorporar al trabajador

Entonces esta deberá hacerlo con las mismas condiciones laborales que el trabajador gozaba antes de ser destituido. Conjuntamente, le corresponderán un pago por los nombrados “salarios de tramitación”, es decir, los días pertinentes desde que fue despedido hasta que ha sido readmitido, o en caso de recurrir a vía judicial, desde que el juez impuso la sentencia de despido improcedente.

Despidos e indemnizaciones

De manera general, el monto de la indemnización equivale a 33 días de salario por año de servicio, teniendo un límite de 24 mensualidades.

Para calcularlo se puede hacer uso de una regla de tres. Entonces, si por 12 meses trabajados se tiene derecho a 33/45 días por X meses trabajados, se tiene derecho a X días. Estos días, deben multiplicarse por el salario por día, y ya sabremos la indemnización que nos toca.

La indemnización no debe sobrepasar el límite de 42/24 mensualidades. Si las supera, deberemos solo tener en cuenta hasta este límite.

pleito

¿Cuáles son los derechos del trabajador tras el despido?

Solamente en el caso de los despidos nulos la readmisión es obligatoria si la pide el trabajador, porque entran en consideración valores como la no discriminación o protección de situaciones especiales. En los despidos improcedentes (que son la mayoría), aunque el empresario no haya conseguido exponer el motivo del despido, no estará obligado a readmitir al trabajador, siendo suficiente con abonarle la indemnización correspondiente.

En circunstancias como esta, el interés del trabajador será el de asegurarse de cobrar la indemnización a que legalmente tiene derecho.

Cómo actuar en caso de despido improcedente

Cuando se está afrontando un despido, lo primordial es valorar las causas, motivos y razones por las que han prescindido de usted en su puesto de trabajo, y si estas son justificables, razonables y objetivas. En caso de que no encuentres razones válidas o justificables a tu despido y consideres que la empresa ha actuado de forma impropia, te aconsejamos hacer lo siguiente.

En un despido improcedente el empleado tiene dos opciones, aceptarlo o no aceptarlo. Si lo aceptas, tendrás 15 días para presentar la solicitud por desempleo. Pero en caso de no estar de acuerdo con el despido, deberás firmar la documentación que le presenta la empresa como “no conforme”, para poder emprender acciones legales. Recuerda que debes tener en cuentas las fechas topes para hacer estos procedimientos. Una vez que hayas tomado tu elección, deberás presentar tu caso en el juzgado de tu jurisdicción.

Latest posts

superior justice law firm logo

Contact Us For
a Free Consultation

1. Free Initial Consultation

lawyer balance
× How can I help you?